En el nombre de Al-lah El Misericordioso El Compasivo

De los bellos nombres de Al-lah At-Tawab

El mes de ramadán es un mes para practicar el arrepentimiento, y se abren las puertas del paraíso para quienes verdaderamente ayunan a consciencia, y también se libera del infierno a quienes se hayan arrepentido de corazón y con ello han regresado al buen camino de Al-lah.

 Durante los días del bendito mes de ramadán se evidencia el bello nombre de Al-lah que es el de At-Tawab y que significa: Quien Acepta el arrepentimiento, y dicho nombre se relaciona con la misericordia de Al-lah con sus siervos.

La diferencia entre la justicia y la misericordia 

Por ejemplo, en una institución educativa que trabaja con un claro reglamento interno; y dentro sus actividades están el recibir a los alumnos, dan clases, conferencias, hacen exámenes y por tanto expiden certificados a quienes hayan aprobado los exámenes. Así que aprueba quien se lo merezca y reprueba quien se lo haya merecido.

En este caso el director es quien administra justicia y se ubica en el lugar más alto de impartición de justicia dentro de dicha institución.

Si desde un principio dicho director requiere a los profesores que le informen los resultados de los exámenes parciales y así saber qué alumnos han quedado rezagados académicamente y necesitan ayuda.

Con dicha información, el director habla con los profesores y con los tutores de dichos alumnos para darles seguimiento y estimularlos a reforzar sus esfuerzos académicos, en pos de mejorar sus calificaciones.
Al final del curso los alumnos que sufrieron rezago académico lograron superar sus propias notas, y aprobaron sus exámenes.

En tal caso el director de dicha institución educativa se coloca en un lugar superior de misericordia, ya que realizó un trabajo que va más allá de una simple administración educativa.

En otro ejemplo: Si aceptas a un empleado para ponerlo a prueba durante un tiempo, y durante dicho periodo solamente lo vigilas, y cada vez que comete un error lo registras, por lo que al final de un lapso de tiempo, dicho empleado habrá acumulado un nivel de faltas que hará necesario despedirlo, y no contratarlo definitivamente debido a la cantidad de errores en que incurrió. En dicho caso lo habrás tratado con justicia.

En cambio si cada vez que dicho empleado se equivoca, le indicas sus faltas y le enseñas, para que no vuelva a cometer errores, entonces lo ayudarás a superarse y al final podrá desempeñarse satisfactoriamente en el trabajo, y hasta tu querrás mantenerlo en el empleo. En dicho caso habrás tenido un nivel alto de misericordia.

Al-lah El Altísimo Creó al humano y le otorgó de Su gracia y le puso el mundo a su disposición, y le introdujo su naturaleza innata (fitrah), y le dió leyes, y también le puso pasiones y deseos;  y le dio el libre albedrío, para que finalmente pueda ser elevado ante el Señor de la Tierra y los Cielos.

Si Al-lah dejará al humano con todo lo que le Otorgó, y a pesar de ello el siervo peca, y termina en el infierno; entonces Al-lah lo habrá tratado con justicia. 
Pero Al-lah Exaltado Sea trata a sus siervos con misericordia, y por eso ha abierto la puerta del arrepentimiento y les facilitó sus diversos caminos.

Al-lah hace transitar a sus siervos por los caminos del arrepentimiento hasta sus puertas, a veces dándoles Sus manifiestos dones, y a veces otorgándoles sus dones no evidentes, por ejemplo, poniéndoles pruebas. 

El arrepentimiento (tawba), hacia Al-lah es de dos tipos:

1- Al-lah El Altísimo recibe el arrepentimiento de sus siervos cuando les abre la puerta del arrepentimiento.
2- Al-lah recibe el arrepentimiento cuando pone dificultades y pruebas a Sus siervos, para hacer que busquen Su ayuda y se vuelvan en arrepentimiento a Él.

Al-lah El Altísimo dijo: 

“... y El se volvió sobre ellos para que pudieran retractarse de su error, verdaderamente Al-lah es El que se vuelve en favor de Sus siervos, El Compasivo.” 

Sura del Arrepentimiento 118.

Si el siervo se arrepiente y regresa  hacia Al-lah arrepentido de sus actos, con la firme intención de no reincidir en su pecado, y corrigiendo lo que hizo anteriormente, entonces Al-lah acepta su arrepentimiento:

“Salvo los que se vuelvan atrás, rectifiquen y lo pongan en claro; a ésos les devolveré Mi favor, pues Yo soy el que se vuelve sobre el siervo, el Compasivo.”

 

Sura de la Vaca 160.
 

Alabanzas a Al-lah Señor de los mundos