La biografía de Los califas. La biografía de Abu Bakr As-Siddik. Lección 2 -5: Su buen carácter y sus moralidades durante de la época de la ignorancia pre-islámica.

1994-03-28

Los altos valores morales que lo caracterizaban a Abu Bakr en la época pre-islámica

  Queridos hermanos, con la segunda lección de la biografía de Abu Bakr As-Siddik que Allah esté complacido con él satisfecho él, es el primer compañero, así que si lees su biografía puede ser un modelo a seguir para cualquier creyente en la fe, era en sí mismo una orientación, Sajaba Jalil eso significa que fue muy cercano al Profeta Muhammad Muhammad, del más alto nivel el Profeta Muhammad en el Hadiz Sahih de Ammar dijo: Oí a Abu Hurairah decir: el Mensajero de Allah dijo:

“El mejor de vosotros en la época de la ignorancia es el mejor durante el islam si comprenden”

Narrado por Abu Huraira. Imam Al-Bujari e Imam Muslim.

El carácter moral de Abu Bakr As-Siddik en la época de la ignorancia y sus peculiaridades durante el islam

  Queridos hermanos, seguimos con la segunda lección de la biografía del compañero Abu Bakr As-Siddik que Allah esté complacido con él, éste gran compañero era el mejor, por eso cuando leas su biografía, puede ser un maestro para cualquier creyente que sigue el camino de la fe, se preguntaba siempre, se preguntaba sobre la verdad, se preguntaba sobre la creencia, este gran compañero era el amigo del Profeta Muhammad Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, lo que significa que era muy cercano al Profeta Muhammad, y cada vez que un hombre se parecía a él en sus actos morales, se convertía en su amigo, en este contexto Ammar dijo que oyó Abu Huraira decir: El Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, dijo en un Hadiz auténtico:

“El mejor de vosotros en la época de la ignorancia es el mejor durante el islam si comprenden”

Narrado por Abu Huraira, emitido por Al-Bujari y Muslim.

La opinión de los sabios sobre la visión de Abu Bakr As-Siddik en su sueño

  Abu Bakr As-Siddik era uno de los hombres destacados y ejemplares que vivieron en la época de la ignorancia, y quienes abrazaron el islam teniendo un carácter puro, como les dije anteriormente este gran compañero, no bebió alcohol, ni adoró a ningún ídolo, y se preguntaba siempre sobre la verdad que pudiera curar las almas, estuvo una vez en Damasco trabajando en los negocios, y antes y antes de abandonar Damasco para regresar hacia su país la Meca tuvo una visión, vio que la luna abandonó su lugar en el cielo y descendió a la Meca donde se partió en trozos y pedazos, y que estos trozos y pedazos se extendieron en todos los hogares de la Meca, luego todos estos pedazos se reunieron de nuevo y que la luna volvió a su estado anterior, hasta que se quedó en el regazo de Abu Bakr, y se despertó As-Siddik de su sueño después de haber tenido esta visión, entonces se fue en busca de uno de los monjes piadosos que conoció ahí en Damasco y que tuvo contacto con ellos anteriormente y le contó su visión, entonces se alegró el rostro del monje y le dijo a Abu Bakr: Ya le queda poco para su aparición, y le peguntó Abu Bakr: ¿Qué quiere decir? dijo: el Profeta Muhammad esperado, serás fiel a su religión y serás el más feliz cuando lo hagas.

  A esto los sabios de la tradición profética lo llaman predicción puesto que los grandes acontecimientos necesitan las señales que confirman su llegada, y dar la buena noticia, nuestro maestro Jesus (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él y con nuestro Profeta Muhammad); habló con la gente siendo un niño de cuna, dijo: “En verdad, soy un siervo de Dios”, y cuando se convirtió en un joven Allah le envió como Profeta Muhammad a su gente (los judíos), esta gente recordó que este joven es el mismo quien les habló desde su cuna.

  Los milagros que aparecen en manos de los Profeta Muhammads durante los primeros tiempos de sus misiones no son milagros en el sentido exacto, pero como dicen los sabios de la tradición profética son predicciones, y cuando un Profeta Muhammad es enviado a su pueblo, la gente recuerda que esta persona tiene un suceso especial cuando era pequeño, entonces relacionan el evento antiguo con el nuevo mandamiento, y para ellos esta relación es lo que confirma la voluntad del Señor Quien Eligió a este hombre para ser Profeta Muhammad, y el siguiente verso del Corán lo confirma:

“Para que te criaras bajo Mi mirada”.

Surah de Taha 39

  Estas son predicciones que confirman a los pueblos la sinceridad y veracidad de la llegada de los Profeta Muhammads.

  Nuestro maestro As-Siddik asciende al nivel de la honestidad, y cuando leáis su biografía sabréis cosas increíbles sobre él, el amor de este gran compañero hacia el Profeta Muhammad es increíble, su generosidad, su sacrificio, su lealtad, su comprensión, su gran madurez, estas grandes capacidades que concede Allah a las personas creyentes corresponde a sus buenas convicciones en su busca de la verdad.

  Siempre que tengas buenas intenciones mientras busque la verdad, Allah te concederá excepcionales habilidades para ayudarte a realizar tus objetivos en esta vida, pues estas eran las predicciones para la aparición del Profeta Muhammad Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él.

La noticia que repercutió en la Meca y su ratificación por Abu Bakr

  Nuestro compañero As-Siddik estuvo de viaje, y cuando regresó a la Meca sagrada, se encontró con que había una gran noticia, una noticia tremenda, ¿Qué noticia era?, Se acercó Abu Bakr a la Meca sagrada y sintió que hubo un acontecimiento que no había sucedido antes de que viajara, y cuando entro en la Meca y vio a sus amigos Abu Yahl se les adelantó, le abrazó y le dijo: Oh viejo, ¿te han contado lo de tu amigo? Abu Bakr respondió: ¿Qué insinúas? , Dijo Abu Yahl: Me refiero al huérfano de la tribu Bani Hashim, dijo Abu Bakr: ¿te refieres a Muhammad el honrado?, y sucedió un dialogo corto entre Abu Yahl y As-Siddik, dijo a Amru Ibn Hisham: ¿Has oído tú lo que está diciendo?, Dijo: sí, lo he oído y lo ha oído todo el mundo, le respondió Abu Bakr: ¿Y qué dicen?, dijo: dicen que en el cielo hay Un solo Dios, y que lo ha enviado a nosotros para que le adoremos, y que nosotros tan solo seguimos lo que adoraban nuestros antepasados; y luego nuestro maestro As-Siddik preguntó o dijo: ¿Tuvo la revelación de Allah?, Abu Yahl dijo: sí. As-Siddik dijo: ¿Y no dijo cómo tuvo una revelación de Allah?, Abu Yahl dijo: Recibió sus revelaciones a través del ángel Gabriel descendió a la cueva de Jira, entonces relució el rostro de Abu Bakr, hasta que se parecío al sol, entonces Abu Bakr dijo con tranquilidad y calma: si dijo eso, es que es la verdad.

Las razones por las cuales As-Siddik creyó en la revelación del cielo

1-Su duda durante su búsqueda de la verdad lo llevó a la certidumbre

  Dijo la verdad y por eso se le llamaron As-Siddik, porque su confianza en las palabras de Muhammad fueron sinceras, seguiremos hablando de esta palabra a lo largo de este curso, si el Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, dijo estas palabras es porque entonces está por encima de todas sospecha, una persona que durante los 40 años de su vida nunca ha mentido a la gente, y alguien con esta característica es considerado sincero. Por supuesto Abu Yahl no esperaba esta actitud ni esta aprobación, él esperaba darle la mala noticia a Abu Bakr, acabar con su relación amistosa con el Profeta Muhammad, sin embargo Abu Bakr confirmó las palabras del Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él.

  Abu Bakr se dirigió a su casa para ver a su familia y descansar del viaje, para luego dar paso a lo que Allah Tenía destinado para él. Abu Bakr quiso ver al Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, y hablar con él en persona. Abu Bakr conocía muy bien a Muhammad desde que era pequeño; una vez le llamaron sus amigos para jugar como lo hacían habitualmente, y Muhammad que la paz y las bendiciones sean con él, dijo: “No he nacido para esto”, desde que era pequeño era consciente de la gran misión que le esperaba.

La inevitable congruencia entre los principios y la obra práctica tiene como resultado un andar correcto por la vida

  Les comunico esta verdad: que la persona recta, honesta, pura, sincera, honrada, quién tenga estos principios, tiene que ser sincero y la desviación en el comportamiento equivale siempre a una desviación ideológica, esta realidad ha sido confirmada, Allah Todopoderoso Dijo:

“¿Has visto a quien niega la Rendición de Cuentas?”

Sura de La Ayuda Imprescindible 1

“Y si no te responden, sabe que únicamente están siguiendo sus pasiones. ¿Y quién está más extraviado que aquel que sigue sus pasiones sin ninguna guía de Allah? Es cierto que Allah no guía a la gente injusta”

Sura del Relato 50

  Existe congruencia absoluta entre la religiosidad correcta y la buena obra, y si ves a alguien con un pensamiento claro, un cerebro inteligente, unas palabras cargadas de significado y una opinión precisa, entonces tienes que estar seguro que quien posee estas capacidades es una persona disciplinada; y si ves que hay disciplina, temor de Allah, pureza, sinceridad y honestidad, entonces tienes que estar convencido que el dueño de estas grandes conductas posee principios correctos, es importante que sepas que hay una conjunción necesaria, imprescindible y absoluta entre tener un buen pensamiento y la perfección ideológica y de principios.

2-Su genuino conocimiento del Profeta Muhammad debido a su experiencia con él

  El Profeta Muhammad recibió la revelación a los cuarenta años, y era muy cercano a Abu Bakr As-Siddik quien convivió con él cierto tiempo. Piensa que quien no miente no puede traicionar, nuestro maestro Abu Bakr As-Siddik vivió con el Profeta Muhammad muchos años. Abu Bakr As-Siddik dijo que el Profeta Muhammad era sincero; también existen algunos signos en el Corán pues Allah Todopoderoso Dice:

“¿Qué opinión se merece quien entorpece a un siervo mientras reza?”

Sura del Coágulo 9-10

  Este verso del Corán ha terminado, ¿Cómo termino este verso sin que hubiera aun una respuesta? “¿Qué opinión se merece quien entorpece a un siervo mientras reza?” La respuesta es: Mirar la infamia de quien actúa como dice la aleya, mira cuantos pecados ha cometido, mira las consecuencias de sus comportamientos. Allah Todopoderoso Dice:

“¿Y si éste estuviera bien guiado, o estuviera ordenando temor a Allah?”

Sura del Coágulo 11-12

  Ahora observa la rectitud de Abu Bakr As-Siddik, pues esta combinación es muy importante, tal vez esta combinación es el tema de este capítulo, nuestro maestro As-Siddik no actuó por precipitación cuando dijo que Muhammad es sincero, sino porque conocía bien al Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él.

  Por eso les digo queridos hermanos: Hay que tener fe correcta, porque es parte del islam, los Profetas son infalibles incluso antes de empezar sus mensajes por las dudas que pudiera tener la gente respecto a sus llamadas al monoteísmo, porque crecieron con la bendición de Allah Todopoderoso, y fueron preparados para esta misión tan grande.

La lección que el Profeta Muhammad destaco la actitud de Abu Bakr As-Siddik durante su profecía

  Cuando Abu Bakr As-Siddik volvió del viaje, después de haber visto a su familia y de haber descansado, se dirigió a la casa del Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, y después que tuvieron una charla corta, Abu Bakr preguntó: ¿Hermano mío, es verdad lo que la gente me ha contado? y el Profeta Muhammad, le contestó que la paz y las bendiciones de Allah sean con él: ¿Qué te han contado? Abu Bakr respondió: Que Allah te Ha enviado para que le adoremos solamente a Él solamente como Único Dios, dijo: ¿Y cuál fue tu respuesta?, dijo Abu Bakr: Que si lo dijiste es porque eres sincero.

  Los narradores contaron que los ojos del Profeta Muhammad se llenaron de lágrimas de alegría y gratitud, porque pensó que Abu Bakr era la primera persona quien fuera de su familia confirmara sus declaraciones; y su suposición se cumplió cuando se le llenaron sus ojos de lágrimas de alegría y gratitud, entonces abrazó a su compañero, y le dio un beso en la frente, y después siguió contándole como tuvo la revelación en la cueva de Hira, Allah Todopoderoso Dice:

“¡Lee en el nombre de tu Señor que ha creado! (1) Ha creado al hombre de un coágulo. (2) ¡Lee, que tu Señor es el más Generoso! (3) El que enseñó por medio del cálamo, (4) enseñó al hombre lo que no sabía”.

Sura del Coágulo 1-5

  Después de que el Profeta Muhammad besó a Abu Bakr éste le cogió las manos al Profeta Muhammad y dijo: testifico que eres sincero y honrado, y testifico que no hay más dios que Allah y que eres el Mensajero de Allah, por esta razón el Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, dijo:

“Todas las personas a quienes propuse el Islam tuvieron incertidumbre salvo mi hermano Abu Bakr”

Transmitido en la tradición profética

Quién apoya a la persona creyente mientras difunde la verdad es su hermano

  Querido hermano, cuando te convences de la verdad, y ayudas a difundirla, se considera una gran obra, el llamador o convocante (en árabe daí), islámico puede ser una persona débil, pero se fortalece con la ayuda de sus hermanos, así el convocante islámico resulta fuerte con la ayuda de quién le apoya en su llamada al camino de Allah y de su Profeta Muhammad; y cuando un ser humano voltea a su alrededor y encuentra verdaderos hombres y mujeres fuertes, piadosos, animados, sacrificados, dispuestos para ofrecerlo todo, incluso sus almas, por el verdadero Islam tolerante, es algo que reconforta a cualquier convocante islámico, por supuesto que el Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones sean con él, es el amado de Allah, es decir que si no eres un convocante islámico entonces ayuda para quienes lo están haciendo, y no seas con quienes son enemigos de los justos, así pues estate con los justos, porque la comunidad creyente es siempre propagadora del Islam, y cada uno tiene su propia misión, ¡Qué valor tendría un esposo sin una esposa a quien ayudar a criar, quien engendra y quien guisa, y quien presta atención a todos los miembros de la familia!, en una verdadera familia, todos cooperan para cumplir con el gran objetivo del Islam.

La actitud de Jadiya esposa del Profeta Muhammad de su mensaje

  Existe otro testigo que confirma la congruencia entre la veracidad de la llamada islámica y los buenos morales; pues este testigo es el instinto, ¿Quién enseñó a Jadiya?, No estuvo nunca en la universidad, ni tuvo un título ninguna facultad especializada en ciencias islámicas, cuando le contó el Profeta Muhammad que sobre la revelación de la profecía ¿Qué le dijo?

  Dijo: “Allah no te deshonrará nunca, eres generoso con los invitados, y llevas contigo la fatiga, y prestas ayuda a los más apurados”

Narrado por Imam Al-Bujari de Aisha en su libro el auténtico (Sahih)

  Jadiya relacionó su sinceridad y sus actos morales, este es el instinto que ha sido testigo sin complicaciones, puesto que una persona sincera, temerosa, honesta y modesta, lo más seguro es que todo lo que dice dicha persona es verdad, y quien alimenta a la mente con sus palabras lo más seguro que sea íntegro, entonces existe una concurrencia entre los principios y las obras prácticas.

Observen la moral del Profeta Muhammad hacia As-Siddik

  Escuchad queridos hermanos a algunas declaraciones del Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, a favor de este compañero:

“A ninguna persona le debemos mérito, salvo a Abu Bakr espero que se lo recompense Allah el día del juicio final”

Transmitido en la tradición profética

  El Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones sean con él también dijo:

“No me sirvió el dinero de nadie como lo hizo el dinero de Abu Bakr”

Transmitido en la tradición profética

También dijo:

“Cada persona a quien ofrecí el islam tenía incertidumbre salvo Abu Bakr quien no dudó en aceptarlo”

Transmitido en la tradición profética

Al-Abbas narró lo siguiente:

  El Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, apareció durante su enfermedad justo antes de morir y tenía la cabeza vendada con un trozo de tela, se sentó encima del estrado, dio las gracias y alabanzas a Allah y dijo:

“Ninguna persona ha sido generosa conmigo con su alma y su dinero como Abu Bakr hijo de Abu Quhafa, y si pudiera escoger un amigo íntimo escogería a Abu Bakr pero la hermandad del Islam es mejor, cerrad todas las puertas* salvo la puerta de Abu Bakr”

Narrado por Al-Bujari de Ibn Abbas en su libro el auténtico (Sahih)

  *Nota del corrector: Se refiere a las puertas de la mezquita, ya que la puerta de Abu Bakr es la puerta por donde él solía entrar a la mezquita.

“Nunca me hizo daño, que sabed esto”

Transmitido en la tradición profética

  Estas narraciones son auténticas del Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, a favor de As-Siddik, e incluso quedan otras narraciones.

Una buena actitud del Profeta Muhammad con los Ansar (musulmanes de Medina)

  “Cuando acabó con la batalla de Hanin, el Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones sean con él, se mantuvo firme, y procedió repartir el botín de guerra entre los combatientes sin distribuir el botín entre los Ansar (musulmanes de Medina), como lo había hecho con otros participantes y tribus árabes que lucharon con ellos en batalla; y por lo tanto muchos de los Ansar de Medina se confundieron por dicha actitud del Profeta Muhammad, por lo que más tarde se enteró de que algunos de los Ansar (musulmanes de Medina) no encontraron sosiego en sus corazones por el reparto del botín que había hecho el Profeta Muhammad.

  En el lenguaje de aquellos tiempos, el líder podía eliminar la existencia de los críticos aunque desaprovechando su dignidad, por lo que en éste estatus el Profeta Muhammad pudo haber dicho que los críticos son hipócritas, y las críticas hubieran cesado; también pudo ignorarlos o podía amonestarlos, pero entonces ¿Qué hizo el Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones sean con él como líder?

  Said Al-jadari dijo:

Cuando el Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, donó todas aquellas cosas a Quraish y a las otras tribus árabes, mientras que los Ansar no obtuvieron nada, los Ansar de Medina no encontraron sosiego en sus corazones por la distribución del botín de guerra por parte del Profeta Muhammad, y así crecieron las murmuraciones entre ellos; e incluso uno de ellos dijo que el Profeta Muhammad se reunió con su pueblo (ésto es que sintieron que favoreció a su pueblo natal, la tribu de Quraish con el botín), y Said Ibn Ubada lo visitó y le dijo: Oh Mensajero de Allah, estas personas han encontrado desasosiego en sus corazones por ti, por haber dividido el botín entre tu pueblo y también por haber regalado gran parte a las tribus árabes y porque que no les has repartido nada a los Ansar de Medina de todo aquello, a lo que el Profeta Muhammad contestó: ¿Y tú qué opinas Said?, le dijo: ¡Oh mensajero de Allah! yo no soy más que uno de mi pueblo y no puedo opinar nada sin ellos, le dijo el Profeta Muhammad: entonces reúneme con tu pueblo en aquel corral, y luego llegaron unos hombres de los emigrantes y les permitió la entrada, llegaron detrás de ellos otros y ya no les dejó entrar, ya estando reunidos fue Said al Profeta Muhammad y le dijo: ya están reunidos los Ansar de Medina, entonces el Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, se presentó ante ellos, comenzó dando alabanzas y las gracias a Allah como es debido, y luego dijo: me dirijo a la comunidad de los Ansar, pues me he enterado de que estáis disgustados conmigo, ¿No os encontré desviados y os guie hacia el camino de Allah, no os encontré pobres y con la ayuda de Allah tenéis riqueza, no os encontré en estado de disputa y con la ayuda de Allah estáis unidos?, dijeron: por supuesto Allah y su mensajero han sido muy generosos con nosotros, dijo (Muhammad): no me vais a contestar (dirigiéndose a los Ansar), dijeron y con qué vamos a decirte mensajero de Allah, le damos las gracias a Allah y a su mensajero, (dijo Muhammad), juro por Allah que si decís algo sois sinceros, dijeron (los Ansar): viniste a nuestras tierras cuando negaron creerte los demás, abatido y te dimos el triunfo, desprotegido y te protegimos, y necesitado mientras hemos sido generosos contigo, (Muhammad), dijo: os sentís disgustados conmigo por un motivo relacionado con esta vida (el botín de guerra), y que era para aquellas personas para que abracen el islam, ¿Por qué no os conformáis con que la gente se ha llevado los corderos y los camellos, y que vosotros volveréis acompañados con el Mensajero de Allah? Por quien tengo mi alma entre sus manos si no fuera por la inmigración hubiera sido uno de los Ansar de Medina, y si las demás personas eligen otros caminos yo elegiré el mismo camino que Al-Ansar, Oh Allah ten piedad de los Ansar, de sus hijos y sus bisnietos, entonces empezó la gente a llorar hasta que se les mojaron las barbas, y dijeron: nos conformamos con tenerte a nuestro lado Mensajero de Allah, y después de esto se marchó el Mensajero de Allah, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, y nosotros nos esparcimos”

Narrado por Ahmad de Abi Said Al-Jadari en su libro

Uno de los valores de la profecía es la igualdad

  Le dijo a nuestro maestro Muaz: por Allah, Muaz te admiro, unos de nuestros hermanos sabios preparo un librito que reúne las narraciones proféticas del Mensajero de Allah acerca de sus compañeros, y estas declaraciones vienen todas de los libros especializados de la tradición profética.

  “Abu Ubayda es el honesto de esta nación… Jalid es la espada de Allah… sacrifico por ti Said a mi padre y mi madre… si hubiera existido quien me suceda en la profecía ese sería Umar” el Profeta Muhammad le hizo a cada compañero la declaración que le corresponde, y le dio su merecido, esta es la grandeza del Profeta Muhammad, a pesar de que él es el mejor de todos, y tiene una posición superior ante Allah, es el único héroe, sin embargo no se olvidó de los que estuvieron a su lado, y ni se olvidó de las valentías a su alrededor, a pesar de que si su valentía comparada con la de ellos es la más valiosa, sin embargo la señaló, esta pues es la igualdad.

Un musulmán no debería olvidarse de la superioridad de su hermano

  Estimado hermano, un hermano tuyo te ayudó, te guio hacia el camino de Allah, te echó una mano para poder casarte, te ofreció algo valioso, ten cuidado, y si alguien te hizo un favor que no se te olvide, puesto que la buena palabra es un caridad, alguien te ofreció una ayuda y lo ves una semana después, dile: que Allah te recompensa, por Allah no se me olvida el favor que me hiciste, dale ánimos, algunas persona reciben la ayuda de otras personas, y recibe un acto generoso y se quedan callados, como si fueran estos actos generosos una obligación para ellos.

  Estimados hermanos, la grosería y la descortesía del ser humano que te diga: nadie me hizo el favor se lo debo solamente a Allah, esta es una palabra de justicia pero él mencionaba la embustería, es verdad que Allah Es Generoso y que Le debemos todo el mérito, y no olvides las palabras del Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él:

“Quien no agradece a la gente, no agradece a Allah”

Narrado por Al-Tirmizi de Abu Huraira en sus libros de la tradición profética

  Y también la astucia y la incredulidad y la ingratitud es el carácter de los sinvergüenzas, el poeta dijo:

No eras descaminado ni fanático

Eras libre y la ideología de todo fiel es mi idolología

Hacer daño es uno de los hábitos del escorpión

Mi corazón niega aceptar el daño

Si Lo aceptó, en seguida

Devuelvo la inmoralidad con otra inmoralidad

Ojalá no hubiera cometido pecado

  Quien hace daño tiene bastante con su pensamiento y sus declaraciones, Y el mérito de sus amigos quienes le ofrecieron la ayuda cuando la necesitaba y el mérito de quien le enseñó el camino de Allah, y el mérito de quien fue generoso con él, y el mérito de quien le ayudó para casarte, quien lo niega es un desagradecido.

  Alguna persona se porta mal con su suegro, este es tu suegro fue quien educó a tu mujer, y no tiene la misma edad que tu, es como un padre para ti, hay tres tipos de padres: un padre que te engendró, y un padre que te ayudó para casarte y un padre que te guio, y la diferencia en la edad es muy importante, el ser humano tiene que considerar el mérito de sus padres.

Observe la diferencia entre los principios morales de la profecía y la moral de los grandes sabios

  El Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, mencionaba a cada uno de sus compañeros con lo que se merecen, esta es la grandeza del Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones sean con él, su moral y su grandeza, su valentía brillaba como brilla el sol al medio día, pero el valor de los grandiosos en la vida es diferente al valor que ocupan el Profeta Muhammad y los creyentes; en su costumbre si ya son famosos y conocidos y si llegan a la cumbre del éxito, no dejan que nadie compita con ellos, pero el Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, era quien reveló a sus compañeros.

Observa la gran admiración de Abu Bakr As-Siddik por el Profeta Muhammad

El Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, dijo:

“No me sirvió ningún dinero como lo hizo Abu Bakr con el suyo”

Transmitido en la tradición profética

  Nuestro maestro As-Siddik le dio al Profeta Muhammad todo su dinero quien tampoco aceptó todo lo que Abu Bakr poseía salvo el dinero, de nuestro maestro Umar que aceptó la mitad de su dinero, una relación entre dos personas proviene de amar a Allah, proviene de una relación de creencia, creedme queridos hermanos, las diferencias sociales desaparecen, el dinero es el mismo, los problemas son los mismos, la alegría es la misma y la tristeza es la misma, a veces la relación se intensifica entre los creyentes hasta el punto que la posesión no tendrá valor, sino que dice mi dinero es tuyo.

  Nuestro maestro As-Siddik apreciaba al Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, hasta el punto en que se había gastó todo su dinero por él, entonces le dijo: ¿Qué has dejado para ti Abu Bakr?, Le contestó: Me conformo con tener Allah y su Profeta Muhammad, esta es la gran fe, cada vez que crece vuestra fe crecerá también el aprecio entre vosotros, y la envidia proviene de la debilidad de la fe, también las acusaciones provienen de la debilidad de la fe, y si deseas que tu hermano pierda su riqueza esto también proviene de la debilidad de la fe.

El símbolo de un creyente es para todos y viceversa:

  Te enseño un indicador muy exacto, cerca de ti hay un hermano creyente que nunca compite contigo, si eres estudiante un comerciante no puede competir contigo, estás en un dominio y él en otro dominio, sin embargo dos comerciantes con el mismo interés y dos estudiantes en la misma escuela, existe la competencia por la semejanza entre ellos, mira a ti mismo, si le llega un bien y te alegras por él, como si este bien lo has recibido tu, , eres creyente por Allah, pero si sientes envidia por él y deseas que pierde su riqueza, que sepas que eres un hipócrita sin duda, en este contexto Allah Todopoderoso dice:

“Si te sucede un bien les duele, y si te ocurre un contratiempo dicen: Ya habíamos tomado una determinación, y se alejan alegrándose”

Sura del Arrepentimiento 50

  Y cada vez que sientes alegría por tu hermano por ejemplo cuando él tiene un puesto alto, o bien un título, o bien por casarse, o bien por haber comprado una casa, alégrate por él, es tu hermano, puesto que es más fuerte que tu, y su fuerza es una fuerza para todos los creyentes, puesto que el símbolo de los creyentes es la unión, somos todos para una persona y tú estás a favor de todos nosotros, tú, tus posibilidades, tus capacidades, tus habilidades y tu dinero son para el beneficio de la comunidad.

No se supo que Abu Bakr causara daño al Profeta Muhammad, ni con la palabra

  Durante todos estos años de compañerismo nunca pronunció una palabra que le hiciera daño al Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, mientras que los ciudadanos de la Meca desmentían aun al Profeta Muhammad, al impedirle su llamada hacia el camino de Allah (el Islam), mientras le acusaban una vez de mentiroso, otra vez de estar un loco, de ser un sacerdote y un poeta, y en medio de estas acusaciones y negaciones, Allah Todopoderoso le hizo hacer un viaje hasta Jerusalén y le ascendió al cielo.

  Creo que el Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él si hubiese tenido la elección, hubiera elegido no desvelar su viaje nocturno hacia Jerusalén y su ascensión al cielo pero ¿Cómo le desmintieron sin haberles contado aquel evento?

Demostraciones de la veracidad del viaje nocturno y la ascensión

  Escuchad esta historia: Abu Yahl iba a cumplir con sus obligaciones cuando pasó por la Kaaba, entonces vio al Profeta Muhammad sentado solo en la mezquita (Masyid Al- Haram) quieto y pensativo, Abu Yahl intentó hacerle daño al Profeta Muhammad con sus burlas, se acercó a él y le preguntó: ¿Has recibido esta noche alguna novedad? Entonces el Profeta Muhammad levantó la cabeza y le contestó con toda seriedad: Sí hice un viaje esta noche a Jerusalén en Siria, le dijo Abu Yahl con desaprobación: y has amanecido entre nosotros, por supuesto.

  Cada tiempo tiene sus probabilidades, ahora por ejemplo es muy fácil que cojas un avión a las nueve de Yadda (Arabia Saudita), para llegar a las diez a Damasco (Siria), pero imaginaros la época en la que vivía el Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, entre la Meca y Jerusalén, creo que tardaban en llegar un mes o dos montados a camello, y es por eso que en esta parte de la historia Abu Yahl gritó con locura: ¡Oh Bani Kaib acercaos, y empezó la tribu de Quraish llamándose unos a otros, ¿Qué le pasó al Profeta Muhammad?

  El Profeta Muhammad tenía la obligación de desvelar a la gente que hizo este viaje nocturno, pero no le creían y le desmentían ¿Qué pensaron del viaje nocturno a Jerusalén y la ascensión?, El Profeta Muhammad no había comunicado aun a ninguno de sus compañeros el suceso del viaje, la gente se reunió alrededor de la Kaaba, mientras que Abu Yahl siguió contándoles con desprecio lo que oyó, pensó que era la gran oportunidad para alejar a la gente del Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, y que el asunto del Profeta Muhammad se había acabado para siempre, pero quien acabó en la basura de la historia son Abu Yahl y Abu Lahab y otros parecidos, en este sentido Allah Todopoderoso:

“¡Que se pierdan las manos de Abu Lahab! Y perdido está”

Sura de la Fibra 1

  ¿Dónde están quienes -en su momento- contradijeron al Profeta Muhammad? Se acercó uno de los musulmanes y preguntó al Profeta Muhammad:

“¿Es verdad que hiciste el viaje nocturno esta noche?, contestó el Profeta Muhammad: sí, e hice la oración acompañado con todos los profetas allá”

Esto último resulto aún peor y hubo una gran confusión en los sentimientos de los presentes, los infieles le dijeron al musulmán:

“Es tu compañero, lo consideras sincero y honesto. Aquellas personas se reunieron en la casa de Abu Bakr y le contaron a éste último todo lo que se les preguntó: Abu Bakr pregunto ¿Qué pasa?, y le contestaron: piensas que es buena persona, ven y escucha esta notica viejo amigo, entonces Abu Bakr salió sorprendido con honradez y tranquilidad, y le dijeron: ¡Tu amigo! les dijo: ¿Qué le ha pasado? se sorprendió porque Abu Bakr apreciaba mucho a Muhammad, entonces contestaron ellos: No… está allí a lado de la Kaaba, diciendo que su Dios le Envió anoche de viaje a Jerusalén, y se adelantó otro burlándose diciendo: Se fue de noche y volvió de noche y ya está entre nosotros, les contestó Abu Bakr con una cara sonriente: ¿Qué es lo extraño en esto? yo le creo en eso y más, creo en cualquier noticia que le llega del cielo al mediodía o bien por la noche, si dijo esto es que es verdad”

Transmitidos por Imam Al-Bujari e Imam Muslim en sus respectivos libros auténticos

  Abu Bakr As-Siddik era consciente de Allah Quien Creó los cielos y la tierra, y le descendió el ángel Gabriel desde los siete cielos a Muhammad, Quien hizo todo esto es capaz enviarlo a Jerusalén y Devolverlo en la misma noche. ¿Cuál fue su certeza? Fue la certeza de la sinceridad.

  Nuestro maestro Alí dijo: Por Allah si se retira la cubierta no hubiera tenido más certeza, pues cada vez que la fe de un creyente crece se encontrara cara a cara con las realidades; es decir que su certeza de la evidencia en la que cree (será) más fuerte que su existencia.

  Nuestro maestro As-Siddik no tiene ningún problema, ¿Cómo se ha ido, y cómo ha vuelto Muhammad del viaje nocturno? Su gran cerebro y su conocimiento del Profeta Muhammad que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, era más convincente, y parece que su punto de vista de Quien Creó este universo este gran universo Es también Capaz de llevar y devolver a Mujamad durante la misma noche de Maca a Jerusalén ida y vuelta.

  Abu Bakr se dirigió a la Kaaba donde se encontraba el Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, al lado de la Kaaba vio al Profeta Muhammad como si fuera una luminiscencia, sentado frente a la Kaaba temeroso hasta el punto que se daba cuenta de lo que pasaba a su alrededor, no escuchaba lo que aquella gente decía, entonces se acercó Abu Bakr y le abrazó diciendo: por mi padre y mi madre Mensajero de Allah, juro por Allah que te creo, juro por Allah que te creo.

  Es por enaltecimiento y gracia de Allah para Su Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, que le rodeó de estos compañeros, honrados, temerosos, dignos de confianza, que se esforzaron y se sacrificaron por él. Pues sí, con tus compañeros de alta calidad y honrados, estarás en un lugar alto en frente de Allah.

As-Siddik tiene otras actitudes aleccionadoras que los musulmanes testifican en distintas situaciones difíciles

  La verdad es que a este compañero se le atribuyen varias actitudes. A veces el ser humano creyente pasa por algunas aflicciones a las que nadie puede resistir, salvo quien está a la altura, y la llamada hacia el camino de Allah (daua), pasó por tiempos y situaciones difíciles, preocupaciones a las que solamente As-Siddik resistió. Nuestro maestro Umar vio en el acuerdo de Hudaybiya, una conciliación que resultaba insultante para los musulmanes, después de que los infieles se habían marchado, llevaban declaración de que no querían la guerra, pues el Profeta Muhammad había pactado un acuerdo con Sujail Ibn Amru que le daba el derecho a los musulmanes de regresar ese año, cuando ya había decidió entrar a la Meca para peregrinar (Umra), por lo que la tribu de Quraish aceptó por su parte que quienes de su tribu emigraran a Medina con los musulmanes siendo creyentes, los mismos musulmanes tendrían la obligación de devolverlos a la tribu de Quraish, de la misma manera que quien reniegue del Islam convirtiéndose en un infiel de los musulmanes, deberá reunirse con Quraish y no volverá con los musulmanes, por eso este acuerdo era insultante para Umar, por lo que se dirigió hacia el Profeta Muhammad y le dijo:

  Mensajero de Allah, ¿Acaso no eres el Mensajero de Allah de verdad?, le contestó el Profeta Muhammad: Sí Umar. Le dijo Umar: ¿Por qué entonces nos humillamos en nuestro estilo de vida (Islam)? A lo que contestó el Profeta Muhammad: Umar, soy el mensajero de Allah, y no puedo desobedecerle, y es quien me dará la victoria, y lo que acabo de hacer no lo he hecho de mi propio pensamiento sino que es una obediencia a la orden de Allah, dijo Umar: no nos prometiste, mensajero de Allah que vendríamos a la Kaaba y que haríamos la peregrinación, dijo el Profeta Muhammad: ¿Yo dije que vamos a hacerlo este año Umar?, dijo Umar: No.

  Sin embargo nuestro maestro Umar sigue enfadado, un acuerdo humillante, somos valiosos y musulmanes, y el Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, es un Profeta Muhammad enviado de Dios, después (de este dialogo entre el Profeta Muhammad y Umar), Umar se dirigió hacia Abu Bakr y le hizo las mismas preguntas, dijo:

“Abu Bakr cogió mi mano y la estiró con mucha fuerza y me contestó: Hombre, es el Mensajero de Allah, y no Le vas a desobedecer, Allah le dará la victoria, por eso escúchalo u obedécelo, entonces Allah descendió la tranquilidad en mi corazón y supe que era la evidencia.

Hadiz narrado por Imam Al-Bujari e Imam Muslim en sus respectivos libros auténticos (Sahih).

  Cuando un gigante del Islam tembló se refugió en As-Siddik, entonces existen pruebas difíciles a las cuales se sometieron los compañeros, sin embargo, As-Siddik se mantuvo firme. También hay otra prueba –entre muchas- a la que se sometió nuestro maestro As-Siddik, pero el Profeta Muhammad se quedó firme ¿Dónde pasó esto? en la cueva, el Profeta Muhammad está en la cumbre de la sociedad islámica, Abu Bakr le dijo: Si alguien echa un vistazo debajo de nuestros pies nos verá, Muhammad le contestó: Oh Abu Bakr, no te entristezcas Allah está con nosotros, la confianza del Profeta Muhammad en Allah es algo increíble; y como parecía los incrédulos tenían decidido matarle. Asimismo hay algo más preciso mientras el Profeta y Abu Bakr inmigraban a Medina, y Suraka persiguió a Muhammad. Por su parte el Profeta Muhammad estaba perseguido y sangrando, sin embargo le decía: Oh Suraka ¿Qué tal si te pones algún día las pulseras de Kisra?, significa que el Profeta Muhammad llegará a Al-Medina protegido, establecerá un estado, que luchará contra los persas y les vencerá, y volverá con el botín de Kisra, entre el botín están las pulseras que se pondría Suraka, está es la confianza del Profeta Muhammad en Allah Todopoderoso.

La actitud más importante y crítica que tuvo As-Siddik. El día en que el Profeta Muhammad falleció

  La actitud que nunca se olvidará, fue cuando Allah protegió a los musulmanes de la desorientación el día en el que el Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, murió. Personalmente creo que nadie apreciaba al Profeta Muhammad como lo apreciaba As-Siddik, sin embargo ningún compañero admitió la noticia de la muerte del Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones sean con él; de ésta guisa nuestro maestro Umar desmintió la noticia, mientras que nuestro maestro As-Siddik estuvo en la ciudad atendiendo algunos asuntos el día en el que falleció el Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones sean con él.

  Cuando nuestro maestro Umar se enteró de la muerte del Profeta Muhammad dijo algo que le hizo perder su equilibrio: “Algunas personas hipócritas han declarado la muerte del Profeta Muhammad, y por Allah no ha muerto, pero se ha ido de visita a su Dios igual como lo hizo Moises hijo de Imran, por Allah el mensajero de Allah volverá para cortarles las manos a estas personas quienes declararon que el Profeta Muhammad ha muerto, si oigo a alguien diciendo que el Profeta Muhammad ha muerto le corto la cabeza con mi espada”.

  Esta era la actitud de nuestro maestro Umar, algo increíble, ¿El Mensajero de Allah muere? “Cuando nuestro maestro As-Siddik estuvo de camino a la mezquita del Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Allah sean con él, se enteró de la noticia y se dirigió a la mezquita dónde estuvo el Profeta Muhammad cubierto en el rincón de su casa, entonces dijo: “No hay más ayuda ni fuerza salvo la de Allah (La hawla wala kuwata illah bi Allah), y después no dijo nada a la gente; le destapó la cara, le besó y dijo: Que mi padre y mi madre sean dados en pago por tu rescate, Mensajero de Allah, eras bueno en vida y lo serás después de tu muerte, has cumplido con la muerte que te ha destinado Allah”.

Transmitido por Imam Al-Bujari e Imam Muslim y la palabra es de Al-Bujarí

  Y después Abu Bakr salió mientras Umar hablaba con la gente, y le pidió que parase de hablar pero este no quiso, y siguió Umar hablando; entonces As-Siddik dijo: Escuchadme, -y cuando la gente vio a As-Siddik hablando prestaron atención a lo que estaba diciendo- empezó a hablar con la gente dando las gracias y alabanzas a Allah.

  Si aprecias a un ser humano hasta un punto increíble, y eres consciente de la unidad de Allah, (poder, gracia, unidad, presencia…todo absoluto de forma monoteísta), hasta un punto increíble, entonces no te será nada fácil unir la unificación divina y el aprecio personal, pues la mayoría de la gente si aprecian demasiado se convierten en infieles, y si unifican exageradamente caen en la desafección, y a veces la gente aprecia a un convocador en el camino de Allah hasta el punto en el que sus seguidores se olvidan de Allah Todopoderoso por él, -hasta a veces caer en- asociarle a Allah alguien sin darse cuenta.

  Si una persona aprende la unificación con desafección, lo notarás grosero y denso, y los dos casos son iguales; pero cuando nuestro maestro As-Siddik se encontraba en lo más alto de su aprecio (al Profeta Muhammad), no se olvidó de los hechos de la unificación, cuando se dirigió a la gente dijo: “Escuchadme, quien adoraba a Muhammad, Muhammad ya está muerto” era realista y tenía un corazón y un alma fuertes, “…y quien adora a Allah, Allah no muere”, el origen es Allah, Allah no muere, y luego recitó este verso del Corán:

“Pero Muhammad es sólo un mensajero antes del cual ya hubo otros mensajeros. Si muriese o lo mataran, ¿daríais la espalda? Quien da la espalda, no perjudicará a Allah en absoluto. Y Allah recompensará a los agradecidos”.

Sura de La Familia de Imran 144

Se dijo: “Por Allah como si estas personas hubieran escuchado estos versos por primera vez; cuando Umar escuchó las palabras de Abu Bakr que confirman la muerte del Profeta Muhammad, se calló al suelo.”

Narrado por Ibn Ishaq y otros, Al-Bujari narró uno parecido pero con palabras diferentes.

  Esta actitud de Abu Bakr no se olvida, que unió la unificación y la fidelidad, por eso deberíais unificar conscientemente a Allah, pero al mismo tiempo cuídate, porque si la unificación os lleva al desafecto esta no es la unificación que Allah Quiere, y por otra parte si el aprecio os convierte en incrédulos infieles, entonces este no es el aprecio que Allah Todopoderoso Quiere.

  Este gran compañero Abu Bakr debería ser un ejemplo para vosotros, estuvo en lo más alto del aprecio y la fidelidad hacia el Profeta Muhammad, como estuvo en lo más alto de la unificación, y no adoró al Profeta Muhammad sin mencionar a Allah, ni asoció al Profeta Muhammad con Allah, no hay que olvidar que Allah Es todo; sin embargo, le quería más que nadie en este mundo.

  As-Siddik dijo a su hija Aisha después de saber su inocencia del suceso de Ifk (cuando le acusaron de adulterio) : “Levántate hacia el Mensajero de Allah” ella dijo: “Por Allah me levantaré solamente a Allah, entonces sonrió el Profeta Muhammad y dijo: has admitido la verdad a su dueño, y no se enfadó”

  Debes conciliar entre la sana devoción monoteísta y la fidelidad, para que no te lleve la fidelidad a asociar a alguien con Allah, para que la sana devoción monoteísta no degenere en negar el favor que has recibido. (La guía divina y privilegio de ser musulmán).

Alabado sea Allah, el señor de los mundos.